FUMABA CUANDO LE DISPARARON DESDE LA CALLE PARA MATARLO.

Imagen Ilustrativa

ACÁMBARO, GTO., 18 mayo 2019.- Un hombre que subió a la azotea de su casa para fumar un cigarro, murió asesinado a balazos disparados desde la calle por sujetos que viajaban en dos motocicletas y que, tras balearlo, escaparon con rumbo desconocido.
Así lo dio a conocer la Fiscalía Regional C, aunque no dio a conocer el domicilio, trascendió que ocurrió en la calle Río de la conflictiva colonia San Isidro, donde ya son comunes los asesinatos y sucesos delictivos.
Este caso, extraño por la manera en que lo consumaron, quedó registrado a las 23:15 horas del viernes, según la versión que dieron sus familiares a las autoridades, solo escucharon balazos y ruido de motocicletas alejándose.
Fue la policía preventiva la primera corporación en acudir al llamado de auxilio hecho por colonos que, atemorizados, solicitaron la presencia de uniformados pues había una persona lesionada de bala.
Apenas llegaron, los uniformados constataron que el hombre baleado estaba muerto y tirado en la azotea de la casa, sus parientes, indicaron a los agentes de investigación criminal que el finado había subido a fumar un cigarrillo.
El occiso llevó por nombre el de Esteban, tenía 32 años de edad y quedó bocabajo en el techo, las primeras pesquisas permitieron establecer que cuando fumaba le dispararon desde la calle, aunque se desconoce en cuantas ocasiones.
Por su parte, el perito encontró casquillos desde la puerta de acceso al inmueble pero la cifra de indicios no la reveló la Fiscalía Regional.